Código M: Hacia la feminización de la industria de la tecnología

548

Solo el 10% de las roles de desarrollo web en empresas son ocupadas por mujeres”, indica Gabriela Rocha, co-fundadora y CEO de Laboratoria, quien explica además que una de las principales razones para que esto suceda es la ausencia de oportunidades de calidad, en LATAM, tanto para potenciar (vía educación), como para vincular, los talentos de las mujeres en relación a la industria de la tecnología. 

En respuesta a ese escenario, la razón de ser de esta disruptiva organización es “transformar la vida de miles de mujeres a partir de una carrera en tecnología”, proponiendo una estrategia en dos etapas: la primera, una espacio formativo (bootcamp) de seis meses que reúne habilidades socioemocionales con expertise en UX Design o desarrollo web; la segunda, impulsar la carrera de cada egresada a partir de su vinculación con empresas que buscan sus talentos.

Laboratoria nació en Perú en 2015 y, con un crecimiento acelerado, también ubicó bases en México, Chile, Brasil y Colombia. A raíz del contexto Covid-19, se vieron obligadas a mudar sus actividades a versión remota, abriéndose a nuevos mercados que ya incluyen otros territorios donde no estaban. Este giro potenció su alcance, pero también significó nuevos retos, uno de ellos: repensar en las formas de amplificar su impacto

Debido a que la forma en la que buscan impactar implica un trabajo personalizado, con cambios sustanciales en períodos muy cortos de tiempo, su alcance es limitado: ¿Cómo dar seguimiento y ofrecerles un espacio para continuar a las mujeres que quedan fuera del proceso de selección? Los esfuerzos han comenzando a bifurcarse y hoy cuentan con un Cerificado de analista de datos (junto a IBM) y, recientemente, con Código M.

Las mujeres podemos, y debemos, estar en los espacios que diseñan y escriben el futuro”, comenta Gabriela Rocha como premisa a la oferta más concreta de Código M, en un entorno donde, complementa, “la era digital llegó para quedarse y las mujeres tenemos muchísimo qué aportar, sin importar de dónde vengamos”. 

Código M es una iniciativa que, en el marco del Día Internacional de la Mujer, Laboratoria lanza para feminizar el acceso a información y recursos formativos en torno a la tecnología. Incluye una parte educativa, pero también alianzas para otorgar becas, premios, crear espacios, generar networking y democratizar el acceso a la experiencia que ellas ya crean, lanzando un mensaje sustancial: no deben ser las únicas haciéndolo y, en un mundo tan fragmentado, necesitamos unirnos para lograr el objetivo.

“No estamos en contra de dar oportunidades a los hombres, pero para darle un giro a la brecha existente, necesitamos diseñar espacios exclusivamente enfocados en mujeres para, de esa forma, construir nuestro propio camino en esta industria, ciertamente aún dominada por hombres”, comenta Rocha. 

Charlas, paneles y, para el próximo 31 de marzo, talleres prácticos de sus tres principales áreas de expertise: UX, Front y Data, conforman la oferta gratuita de esta primera versión de Código M, que busca llegar a mujeres que deseen transformar sus vidas, con dos únicos requisitos: registrarse desde el sitio web oficial para dar seguimiento a este interesante proceso y preguntarse “¿Cómo ser lo que aún no puedo ver?” ¿Por dónde empezamos?

Si deseas aplicar al bootcamp completo de Laboratoria, revisa por acá las oportunidades, abiertas durante todo el año. 

Compartir