Cómo registrar tu marca en 5 pasos

Pide a tu abogado haga estos 5 pasos para registrar adecuadamente tu marca

2317

Al competir en el mercado encontrarás inevitablemente gente o empresas que hacen algo similar o incluso lo mismo que tú. Por eso, además de un buen producto o servicio, es indispensable contar también con una buena marca para distinguirte a ti y tus productos de los de tu competencia.

Las marcas colocan a nuestro negocio a la vista de nuestros clientes y nos presentan como una opción atractiva para nuestro mercado meta. También son valiosos activos para tu negocio, pues permite que tu clientela reconozca tu nombre y logotipo y así ganas mercado.

Es así como si vemos un par de arcos amarillos, pensamos en hamburguesas; una sirena verde, en café; si vemos una manzana mordida pensamos computadoras; si vemos una palomita pensamos just do it.

Invierte tiempo al diseño de tu marca y, cuando lo tengas, regístralo. En México puedes hacerlo ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI).

Recuerda que si no registras tu marca, corres el riesgo de que alguien empiece a comercializar sus productos utilizando tu imagen, ya sea por error, o peor, por aprovecharse de que a ti te empieza a ir bien.

Al registrar tu marca, los derechos de utilizarla y comercializar con ella de manera exclusiva te pertenecen. Toma tan solo cinco pasos:

 

1. Hacer una búsqueda de la clase en la cual se debe registrar la marca

Existen muchas clases de productos y servicios y las marcas se dividen de igual manera. Revisa la Clasificación Internacional de Productos y Servicios para el Registro de las Marcas, o llamada simplemente Clasificación de Niza, donde se muestran todas las clasificaciones bajo las que puedes registrar tu marca.

También puedes consultar el buscador que ofrece el IMPI accediendo a este link.

2. Hacer una búsqueda por clase de la denominación de la marca a registrar

Una vez que has identificado a qué clase o clases pertenece tu marca, conviene que realices también una búsqueda fonética para asegurarte que no existan otras marcas similares o relacionadas registradas anteriormente, de lo contrario podría complicar tu registro.

Puedes acceder al buscador avanzado que ofrece el IMPI aquí.

3. Hacer la solicitud de registro de marca y el pago correspondiente.

El siguiente paso es llenar la solicitud de registro de marca. Toma en cuenta que para ingresar tu solicitud hay que hacer un único pago de $2,851.04MX, el cual puedes hacer en la ventanilla de tu banco o incluso vía transferencia electrónica.

Puedes consultar los requisitos que debes acompañar con tu solicitud y descargar un formato de registro aquí.

4. Ingresar la solicitud ante el IMPI

Una vez que tengas lista tu solicitud y hayas realizado el pago, es momento de ingresar tu solicitud. Hay varias formas de hacerlo, incluso existe la posibilidad de hacerlo en línea, sin embargo, el IMPI también cuenta con oficinas regionales que están a tu disposición para asesorarte y apoyarte en recibir tus solicitudes.

5. Revisar periódicamente el estatus del registro de marca con el número de expediente asignado por el IMPI

Marcanet es un sistema que ofrece el IMPI con el cual puedes monitorear el estado del registro de tu marca. Puedes consultar el estado de tu marca ingresando tu número de expediente en esta web.

Recuerda que siempre puedes llamar o consultar la página del IMPI para solicitar mayores informes y orientación. Igualmente, te recomendamos que estos pasos los hagas de la mano de un abogado experto para mejor asesoría. Si tienes alguna duda puedes buscarnos en komenko.mx o a través de nuestras redes sociales.

Compartir

2 Comentarios

  1. Al entrar en los lunes, es muy confuso el procedimiento, estaría bien otra nota pero con pasos más a detalles, seria de gran ayuda para nosotros los emprendedores

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here