El arte de delegar

1339
Foto de Cristian Newman

La energía transformadora de los emprendedores se esconde detrás de un ritmo de vida bastante ajetreado, por lo que, en ocasiones, tienden a ahogarse con cargas de trabajo innecesario.

La soberbia e inseguridad son las principales causas por las que los emprendedores no se atreven a delegar, pero hay una buena noticia, hacerlo te ayuda a conseguir mejor productividad, así que nunca es tarde para empezar.

Antes de dar el primer paso, debes tener en cuenta, que delegar es uno de los retos más difíciles para un emprendedor, ya que no solo consiste en entregar responsabilidades al otro, sino en compartirlas y dar apoyo en el cumplimiento eficiente de cada actividad, alcanzando así, un potencial crecimiento a nivel profesional y empresarial.

De igual forma, es indispensable que establezcas tareas y metas acordes con las competencias de los miembros del equipo, lo cual te ayudará a tener la seguridad de que cada actividad será realizada de forma eficaz.

Como sabes, todas las tareas tienen una razón de ser, así que explica a los integrantes por qué les estás asignando esa labor y lo significativo que es contar con su colaboración.

Pero el reto de delegar no termina ahí, como emprendedor o empresario debes asegurar que las instrucciones sean comprendidas por todo el equipo, además de dar seguimiento al trabajo de cada colaborador y reconocer cada logro en el camino.

Una vez aprendido lo anterior, es momento de confiar en las personas que están a tu alrededor, lo cual te traerá múltiples beneficios como:

  • Productividad
  • Ahorro de tiempo
  • Creatividad
  • Calidad

Dominando así, el fino arte de delegar.

Compartir